Aparte de las lesiones físicas inmediatas que la niñez pueden sufrir a través del maltrato, las reacciones de un niño o niña al abuso o la negligencia pueden tener impactos de por vida e incluso intergeneracionales. El maltrato durante la niñez se puede vincular a consecuencias físicas, psicológicas y de comportamiento más tarde en la vida, así como a costos para la sociedad en general. Estas consecuencias pueden ser
independientes entre sí, pero también pueden ser relacionadas unas con otras. Por ejemplo, el maltrato puede impedir el desarrollo físico del cerebro idel niño oniña y llevar a problemas psicológicos, como una baja autoestima. Luego, esto podría provocar conductas de alto riesgo, como el uso de sustancias.

Autoría:Children’s Bureau
ACCEDE AL DOCUMENTO