El libro de Pat Ogden y Janina Fisher describe una muy interesante aproximación al trabajo corporal integrable en psicoterapias de corte verbal. Las autoras centran su aportación en la idea, también planteada por Hugo Bleichmar (2011) entre otros, de que el cuerpo es un recurso poco explotado en el trabajo psicoterapéutico. Las experiencias de trauma y apego inadecuado condicionan y limitan nuestra capacidad para responder con flexibilidad y adscribir sentidos nuevos en el presente
Dado que ese condicionamiento se produce de forma procedimental y corporal –no solo cognitiva y emocional-, la dependencia de la psicoterapia de lo exclusivamente verbal puede tener una eficacia limitada si no incluye los procesos implícitos y no verbales basados en el cuerpo.

Poder escuchar las señales corporales de forma pormenorizada, guiar en ello a los pacientes, y hacer propuestas de trabajo dirigidas a las sensaciones y el movimiento puede enriquecer psicoterapias más basadas en lo verbal, profundizando sus efectos al abarcar más directamente lo procedimental (resumen en el documento).

Autoría: Jesús Pinedo e Inmaculada Menés
Edita: Aperturas Psicoanalíticas, 2019
ACCEDE AL DOCUMENTO