Ante la situación actual generada por la pandemia por coronavirus COVID-19, y las medidas establecidas por los organismos oficiales, es habitual que tanto los niños como los adultos que les rodean manifiesten incertidumbre, miedo e indecisión ante una situación en continuo cambio.

Tras una reacción inicial de posible entusiasmo por la suspensión de las clases, empezarán a aparecer el aburrimiento, la impaciencia, la soledad, la dificultad de los padres para compatibilizar el cuidado de los niños con el trabajo, o para establecer límites. A continuación, se tratan de explicar algunos conceptos y se sugieren consejos al respecto (resumen en el propio documento).

Autoría: Azucena Díez, presidente de la Sociedad de Psiquiatría Infantil (SPI), sociedad integrada en la Asociación Española de Pediatría (AEP)
Edita: Sociedad de Psiquiatría Infantil (SPI), Asociación Española de Pediatría (AEP)
ACCEDE Al DOCUMENTO